El IES Pedro Espinosa visita Bucarest con el Proyecto Europeo Erasmus+

El instituto antequerano viaja a Bucarest para trabajar las lenguas junto a Francia, Suecia, Croacia e Italia.

Tal y como ya hicieran durante el año pasado con sus visitas a Suecia, Italia y Francia y tal ser los anfitriones de este proyecto en el pasado mes de febrero en Antequera, un grupo de dos alumnos y dos profesores del IES Pedro Espinosa han participado en un intercambio en el marco del proyecto europeo Erasmus+ “Imagine”. El encuentro, que se desarrolló en Bucarest entre los días 14 y 18 de mayo, ha tenido como objetivo compartir los resultados de los distintas investigaciones y trabajos realizados por el alumnado en torno a “Las lenguas y la política lingüística.”

Los profesores del IES Pedro Espinosa, Alberto Herrera y Ángela Ruiz señalan la gran oportunidad que suponen este tipo de proyectos en los que el alumnado crece y madura haciéndose más solidarios y abiertos. Durante esta movilidad han tenido la oportunidad de reflexionar sobre el uso que hacemos de nuestras distintas lenguas, como usadas de forma incorrecta pueden dañar y discriminar.

Las alumnas Angela Senior y Alejandra Fajardo han vivido unos días inolvidables compartiendo sus vivencias con familias rumanas e intercambiando opiniones con jóvenes de su edad, que al igual que ellas están interesados en ser ciudadanos europeos libres de prejuicios y cargados de tolerancia.

El viaje ha combinado actividades grupales de exposición, talleres y visitas culturales a distintos enclaves de la ciudad de Bucarest y sus alrededores. Especialmente significativas han sido las visitas al Castillo de Peles y al Castillo de Bran, erróneamente llamado el “Castillo de Drácula” y en el que Vlad III Drăculea, personaje que inspiró al novelista escocés Bram Stoker, tan sólo pasó dos semanas. Su verdadero castillo, el de Poenari, está hoy parcialmente en ruinas.

El proyecto “Imagine” cierra así su aventura de dos años en los que se han trabajado temas tan importantes como la Igualdad de Género, la Tolerancia religiosa, la no discriminación por orientación sexual, nivel socioeconómico o discapacidad, las minorías de inmigración y minorías étnicas o el uso de las lenguas. Los lazos profesionales y personales forjados han sido fuertes y esperamos que desemboquen en un próximo proyecto que nos permita seguir construyendo una Europa unida y tolerante.

Esta entrada fue publicada en Novedades Plurilingüismo. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *